jueves, 21 de marzo de 2013

Croquetas de quinoa




Aprovechando que ayer era el Día Mundial sin Carne, os dejo aquí mi pequeña aportación en forma de receta, a ese día.
 A esa forma de vida que es el veganismo, con la que comparto tantísimas cosas, como mi amor por los animales, que me ha dado tanto en los momentos en que no sabía que había otra forma de comer más allá de la leche y el huevo. Decir que no soy vegana, no he conseguido dejar totalmente la carne, pero me ha abierto los ojos a otra forma de comer mucho más sana, que está consiguiendo que una carnicera empedernida, cada vez, lo sea menos. 




De esta receta decir que en casa nos encanta, muy sana, y muy rica. Yo hago muchas croquetas, y las congelo, hasta que las vaya a usar. Con un poquito de mayonesa sin huevo y sin leche, están tremendas. La receta, sacada de Hiulit´s Cuisine.Os la copio aquí:


Ingredientes:

(para 20-25 croquetas)
  • 300 g de zanahoria rallada
  • 1 vaso de quinoa
  • 2 vasos de agua
  • 1 cebolla
  • 2 cucharadas de harina de trigo (o maíz)
  • 1 cucharada de harina de garbanzo
  • 2 cucharadas de agua
  • pan rallado

Tiempo de preparación:

  • 35 min

Preparación:

  1. Poner la quinoa en un colador (con los agujeros más pequeños que los granos de quinoa) bajo el grifo y lavar hasta que el agua salga clara.
  2. Hervir en una olla con agua salada durante 15-20 min. Reservar.
  3. En una sartén, sofreír la cebolla con aceite. Cuando empiece a estar transparente, añadir la zanahoria rallada y sofreír hasta que cambie de color (se vuelva más “amarillenta”).
  4. Añadir la quinoa hervida, mezclar y dejar sofreír un par de minutos.
  5. Espolvorear 2 cucharadas de harina de trigo (o maíz), mezclar y añadir 1 vaso de agua para acabar de ligar. Apagar el fuego y dejar enfriar.
  6. Hacer la forma de las croquetas, pasar por la mezcla de harina de garbanzo y agua, rebozar con el pan rallado y freír en una sartén con aceite bien caliente hasta que estén doradas.

Nota:

  • Es mejor dejar reposar la masa unas cuantas horas, incluso toda la noche, en la nevera tapada con papel film o un trapo limpio.

(para los celíacos)

  • En lugar del pan rallado, se puede rebozar con harina de maíz 

¡¡¡ A comer sano y sabroso todo el mundo  !!!.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada